Logos

Logos

miércoles, 8 de junio de 2011

Sin límites

¡Sólo nosotros los colocamos!
Podríamos pensar que estamos limitados por ciertas circunstancias a no acceder a lo mejor que brinda la vida; no hablamos de lo material, sino de la riqueza interna necesaria para sentir la realización plena como ser humano y como persona.

En muchos casos la causalidad es la excusa para no permitirnos ver que nosotros mismos colocamos los límites y la increíble fuerza interna junto con el enorme potencial de desarrollo son menospreciados por falta de la dedicación necesaria para hacerlos explotar.

Pero, ¿qué sucede cuando el ejemplo viene de alguien que no conocemos y que nos enseña lo virtuoso de desarrollar éstas facetas?; La activista Caroline Casey nos cuenta la historia de su extraordinaria vida, comenzando con una revelación (de la cuál nadie sabía hasta ésta charla). En una inmejorable diatriba que desafía las percepciones, Casey nos pide que vayamos más allá de los límites que creemos tener.

Cualquier temor es una ilusión. Parece que hay un 
obstáculo pero en realidad no existe. Lo que
sí existe es la oportunidad de hacer el
mejor esfuerzo  y obtener los resultados

John Gardner

No hay comentarios.: