Logos

Logos

viernes, 20 de noviembre de 2009

Inteligencia emocional (3ra. parte)


Seguimos comentando el libro: "Inteligencia Emocional aplicada al liderazgo y a las organizaciones" de los autores Robert Cooper y Ayman Sawaf; en este post hablamos sobre el segundo pilar:
  • Conocimiento emocional.
  • Aptitud emocional.
  • Profundidad emocional.
  • Alquimia emocional.
La aptitud emocional tiene cierto parecido a la aptitud física en lo que se refiere a las consecuencias de desarrollarlas; es decir, si hace ejercicio, usted crea resistencia, fuerza y flexibilidad. Igualmente si es claro con los demás y se lleva bien consigo mismo, usted crea auto-inspiración, autenticidad, elasticidad, dureza constructiva, inspiración hacia los demás y relaciones de confianza. Pocas cosas son más importantes para un profesional ó líder de éxito que estar claro emocionalmente con lo que se quiere y con lo que se espera de sus colaboradores.

Los autores invitan a desarrollar una presencia auténtica pero desde el corazón, la metodología se basa en ir al fondo de la cuestión: "Cuando inicie una discusión ó una reunión, escuche atentamente y aclare el propósito" (todos nos adormecemos en un falso sentido de seguridad por la tendencia a negar lo que no queremos oír); "Valore la congruencia y hable cuando no la haya" (pregúntese si lo que oye está de acuerdo con lo que siente y/o si puede reconocer que no entiende algo de lo que se está diciendo y profundizar al respecto); "Adopte señales abreviadas para compartir sentimientos y claridad" (asentir con la cabeza debe ser parte de un auténtico sentimiento de atención, use la frase "otra vez, por favor" cuando no entienda, el no hacerlo no es una excusa aceptable para decir luego que interpretó mal unas palabras); "Escriba una carta de su yo privado a su yo público" (es un ejercicio útil para decirse así mismo lo que dejó de decir en una reunión por temor a sus colegas).

Luego piden generar un radio de confianza basados en la percepción que tiene sobre sí mismo y de sus compañeros de trabajo, usted debe querer que exista un sentido de confianza en la organización, pero para ello debe empezar por construirla a traves del forjamiento de su credibilidad.

Seguidamente plantean confiar en el descontento constructivo y se apoyan en una interrogante de Walt Whitman: "¿Has aprendido lecciones sólo de los que te admiran, son bondadosos contigo y te ceden el paso?¿No has aprendido nada de los que se te enfrentan y te disputan el paso?"; hay que creer en el conflicto como fuerza generadora de creatividad para la resolución de los problemas, sin embargo advierten que, para lograr ésto, el escuchar es la clave y el responder sin herir es la meta.

Para crear un puente al tercer pilar ellos denominan a la elasticidad y renovación como la etapa del cambio emocional y para ejemplificarlo anotan una frase de John F. Kennedy: "Sólo los que se atreven a fracasar en grande pueden realizar en grande"; todos hemos experimentado el temor a la desaprobación y al rechazo de algún jefe, colega ó de una audiencia que consideramos importante, es importante ser elástico ante ello y retomar fuerzas que nos ayuden a superar eventos que consideramos infortunados; sólo si pasamos por cosas "malas" seremos capaces de renovarnos y aceptar el impulso que nos ha de llevar a una vida mejor.

No hay comentarios.: